La religión global, en caliente.

El calentamiento global se demuestra con la factura del frío. Las pruebas “científicas” se basan en hechos como… 40 Celsius bajo 0. Hay que prevenir el frío, no cabe duda. estamos ante una religión oficial y, que tiene sus sacerdotes como sus hojas parroquiales, su propaganda y que se paga con impuestos y se pretende imponer a todo el mundo como dogma, le guste o no punto y si hace frío que se fastidie. Tiene que creer.

Comparta, por favor